El Consejo de los Viernes: Déjate de Tonterías

Es posible que en alguna ocasión hayas mantenido una conversación de trabajo que al final acabó conduciendo a nada, simplemente porque temías ofender a la otra persona.

Sin embargo no hay excusa para andar perdiendo el tiempo dando vueltas alrededor de un tema sin abordarlo. Tienes que dejarte de tonterías.

Una de las formas más fáciles de reconocer a un mal jefe es la incapacidad para abordar y resolver temas delicados de la forma adecuada.

Un error común que suelen cometer es edulcorar los problemas. En lugar de plantear las cosas tal y como son, sin agresividad pero con claridad y asertividad, se dedican a “endulzar” la realidad haciéndola parecer lo que no es. Ante la incapacidad de explicar una realidad incómoda, se ven en la necesidad de “venderla”.

Esta falta de claridad puede arrojar aparentemente buenos resultados en un primer momento. Sin embargo, a medio y largo plazo, el no decir las cosas como son erosiona la confianza y dificulta la resolución de los problemas. No abordar las situaciones difíciles abiertamente no sólo es una pérdida de tiempo sino que además es un hábito que perjudicará tu carrera profesional.

Si tienes algo que decir, dilo y sigue adelante. Lo que importa no es lo que dices, sino cómo lo dices. Si adquieres este hábito observarás que, tanto si la gente está de acuerdo contigo, como si no, respetarán igualmente tu franqueza.

Como decían en un gran diálogo de la película Tierras de Penumbra: “Hay que decir las cosas. El momento pasa y volvemos a estar solos“.

Ya lo sabes. Déjate de tonterías.

20 comments to El Consejo de los Viernes: Déjate de Tonterías

Logo redca
sigue este blog en feedly
FacileThings

Categorías