El Consejo de los Viernes: Mantente en Ruta

Nada es más frustrante que cruzar la línea de meta de un proyecto y descubrir que en algún punto del camino te saliste de la ruta por tomar un giro a la izquierda en lugar de girar a la derecha.

La buena noticia es que es posible mantenerse en ruta incluso en los proyectos más complicados y en los que encierran mayores riesgos.

La forma de hacerlo es adoptar el hábito de reunir a diario a todo el equipo durante diez minutos. Durante ese tiempo se deben compartir los problemas más importantes que hay que abordar ese día a fin de que el proyecto pueda seguir avanzando por buen camino.

La ventaja de este hábito es que al final de esa breve reunión todos los componentes del equipo sabrán cuales son las prioridades sobre las que hay que trabajar. Además, como estas reuniones son tan frecuentes, es posible ir directamente al grano sobre los temas relevantes sin perder tiempo con largas introducciones.

Estas breves reuniones diarias son mucho más efectivas que las tradicionales reuniones interminables que tienen lugar cada varias semanas o incluso meses.

Al ser tan frecuentes puedes ir abordando temas distintos cada día sin aburrir a la audiencia y asegurando su participación. Este dinamismo te permitirá conocer de inmediato cualquier posible riesgo o problema que surja y atajarlo con rapidez.

Es también muy útil hacer este tipo de breve puesta al día periódicamente con tu cliente.

Si todo el equipo, incluyendo al cliente, se mantiene en ruta, llegarás antes a la línea de meta.

16 comments to El Consejo de los Viernes: Mantente en Ruta

Logo redca
sigue este blog en feedly
FacileThings

Categorías